fbpx

junio 3, 2021

La prescripción del consumo de leche y derivados dependerá de la etapa de la enfermedad renal, así como de las alteraciones de electrolitos que tenga el paciente.

CONSUMO PREFERENCIAL
2 o 3 veces por semana:
1/2 vaso de leche entera o semi-deslactosada
Flan
Natillas
Yogurt Natural
Queso fresco La leche tiene altas cantidades de fósforo, uno de los minerales mayormente cuidado en enfermedad renal. La leche tiene altas cantidades de fósforo, uno de los minerales mayormente cuidado en enfermedad renal.

EFECTO SECUNDARIO
En personas predispuestas a sufrir daños renales, hay un impacto negativo cuando se añade esta proteína en la alimentación. La caseína afecta al sistema de filtración de los riñones,
lo que aumentaría la acidificación renal.

Muchos preguntan siempre el ¿Por qué no puedo tomar leche?
Bueno, les dejo mi respuesta aquí abajo.
Como notarán si se puede, aunque el consumo debe ser disminuido, ya que hay ciertas contraindicaciones que no nos permiten un consumo excedente.


Lo ideal es manejarlo en raciones:
-1/2 vaso de leche (125 ml)
-1 Taza de yogurt (Preferente la de búlgaros), evitando la comercial.
-1 taza o menos de natillas, fan, arroz con leche.
DEMÁS LÁCTEOS:
Evitar comer:
-Queso de untar, cremosos, curados y semicrudos.
-Batidos de chocolate
-Productos desnatados
-Leches enriquecidadas


* Tomemos en cuenta que los yogurts y los quesos contienen mayor cantidad de proteínas y por lo tanto debe ser en menor frecuencia.
** Si manejas cantidades de fósforo altas, evita tomarlo.
*** Si tienes dudas déjalas en los comentarios.

Los productos lácteos, con mayor riesgo de cáncer de próstata

Comenta, comparte y deja tu ❤


2 respuestas a “Consumo de lácteos en la ERC.”

  1. Félix Segura alejandro dice:

    Puede un paciente renal tomar leche de almendras y si si, en k cantidad diario o semanal?

    • atencion.online dice:

      Si puede consumirla, siempre y cuando sea baja en fósforo, la recomendación que le hacemos es elegir una bebida de arroz como la bebida de NIN. Y sobre la cantidad que lo vea con su nutriólogo especializado ya que cada paciente tiene necesidades y restricciones diferentes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.